Entrevista: Collector’s Series. El poder del DIY

Mucho se habla de lo maravilloso que son los proyectos independientes, sean de cualquier tipo, colectivos de arte, música, teatro, letras, etc. Pero a veces queda olvidado todo el proceso que hay detrás. Pocas veces se habla de aquellas interminables noches sin dormir, las angustias y frustraciones, las risas y llantos, las puertas cerradas y las caras no amigables, pero más importante: la dedicación al trabajo, las fuerzas de continuar dando batalla aunque en ocasiones no haya victorias o ganancias, donde la mejor recompensa es ver las obras terminadas, inspirar a nuevas generaciones, dar voz y espacio a quienes no lo tienen, arrancarle una sonrisa a las personas, compartir el trabajo y hacer posible que llegue a todo el mundo. Pero sobre todo continuar con el pie en guerra por el simple gusto de hacerlo. Esto es parte del autentico espíritu del “Do It Yourself” ,”Hazlo Tú Mismo” y todo esto también es Collector’s Series DIY.

Fundado por Ferri Bafalliu, ávido conocedor y coleccionista de música. Collector’s Series DIY es un sello discográfico proveniente de Málaga, España. Nacido con la intención principal de dar cobertura a bandas que apenas tienen cabida en medios comerciales. Difundiendo su música por todos los espacios posibles. Un proyecto autogestionado que también comparte esfuerzos con otros sellos alrededor del mundo, intercambiando material y colaborando en proyectos conjuntos.

Como buen melómano y fan de la música y el rock, Ferri iba dando vida a este proyecto desde que comenzó a grabar y compartir e intercambiar cintas con sus amigos. Todo esto allá en los 80. Fue gracias a su trabajo periodístico y colaboraciones en medios cuando comenzó adentrarse en el resurgimiento de la legendaria banda de Heavy, Barón Rojo. Recuperando cintas, vídeos y CDs que publicaban como bootlegs y rarezas, todo esto con el consentimiento de la banda. 

Algo interesante que Ferri nos menciona es sobre el conocido termino de “rock urbano”. En una situación similar a la escena del rock en México, el llamado “rock urbano” siempre se le ha visto como un producto de tercera mano, siempre menospreciado, de baja calidad y que solo se escucha en los barrios marginados. Esta separación fue creada por la misma industria pero llego a su mayor punto a finales de los 80 y principios de los 90 cuando en México hizo boom la famosa etapa de “rock en tu idioma”, dejando en el olvido a grupos y compositores que narran la esencia y vida de la ciudad. Dejando de la lado la situación socio económica, principal división entre el urbano y el comercial. De alguna forma esto ha ayudado a que esta escena tenga una mayor fuerza colectiva y continué hasta la fecha. 

Y lo peor es que muchas veces, el tópico “fundamentalista” de si te gusta una cosa no puedes oír otra, siempre vuelve en una ida y vuelta.

Para 2008 Colletor’s Series renacía y publicaría el álbum “Vintage” de The Castro Zombies & The Mutant Phlegm. El nuevo nacimiento de sello se dio por el poder de la música, pero más aún por el espíritu que representaba hacer algo propio. No esperar, tomar las medidas necesarias e iniciativa. DIY inició una pequeña revolución que todavía tiene impacto hoy. La actitud no es exclusiva del punk, por supuesto, se a dado desde los primeros días del hip -hop, los primeros días de Internet. Las nuevas herramientas y tecnologías han hecho que sea más fácil que nunca lograrlo, “Hacerlo tu mismo”. Y hay cantidades masivas de artistas están operando hoy con el mismo espíritu.

Haz lo que puedas con tu banda, con tus amigos, con tu comunidad.
¿La música que te rodea te aburrió? Comience una banda.
¿Tu vida no está representada en los medios? Comience una revista.
¿No hay lugar para ti y tus amigos? Comience un club. Toma el control, sé independiente.

Desde unos años las palabras “independiente” o “alternativo” parece como si se las hubieran adjudicado los del mundillo “indie” y no me parece correcto, porque precisamente lo alternativo e independiente es lo que va en contracorriente a la cultura predominante.

Collector’s Series lleva mucho tiempo en este camino y aun continua con fuerza para seguir con su misión. Con un pensamiento libre, haciendo que la música, las ideas y los discos lleguen a donde tengan que llegar. 

Tuvimos la fortuna de hacer una entrevista con Ferri y nos contará sobre su sello.

Si no es mucha molestia. Cuéntanos algo de ti. ¿Cómo te iniciaste en el punk rock? ¿Cuál fue el primer disco que tuviste?

En realidad, me interesó el rock y la música en general, desde muy joven o más bien siendo un niño; aunque, claro el tiempo y la experiencia personal al final termina por moldear gustos o afinidades más concretas. En esa época había programas  en la televisión estatal, TVE, como Aplauso, Disco Express, Popgrama, Pista Libre, La Bola de Cristal, Tocata, Caja de Ritmo o La Edad de Oro y puede que me haya olvidado hasta de algún incunable. Estamos hablando de la transición política y todo el cambio sociocultural que tuvo lugar en el estado, entre finales de los 70 y la primera mitad de la siguiente década, los añorados años 80. Y la radio era otro manantial inagotable, algo mágico, de donde manaban canciones y artistas a borbotones. O dicho de otro modo, todo esto que os cuento, habría que situarlo dentro del contexto de la explosión y expansión brutal del rock en sus vertientes más duras, el rock duro y el punk de los 70, sobre todo punk del 77, en adelante, hasta la confluencia con los fructíferos 80 y la era de la Nueva Ola o New Wave, ya fuera en el contexto After Punk o incluso Pop más trasgresor o en el estrictamente más rockero o heavy, como cité antes y se manifestó en el fenómeno de la NWOBHM. Tratando de recordar cual fue exactamente, el primer disco de punk que llegó a mis manos, en realidad recuerdo una cinta de cassette en donde había grupos que luego evolucionaron hacia la etiqueta pop rock, pero que muchos provenían de un ambiente un tanto más oscuro, más underground o punk, como Gabinete Caligari, que de hecho compartieron un EP con Parálisis Permanente. Y por supuesto, “Salve” de La Polla Records y canciones que fueron toda una revelación como “Come mierda” y la propia canción que da título genérico al disco “Salve”. Y muy de actualidad, ya que por desgracia, le debemos un nuevo mal rato a la ley mordaza, ya que además de habérsela aplicado a multitud de artistas afines al compromiso y lucha social, hace unos días la Guardia Civil identificó y denunció, tras una actuación en directo en un festival, a Evaristo, el otrora cantante de La Polla Records, ahora en Gatillazo. Así están las cosas en el estado actualmente, en pocos años, desde que gobierna el más que controvertido Partido Popular, en cuestión de pocos años y en materia de derechos sociales se han retrocedido décadas. Habría que recalcar de este partido, para los que no estén muy familiarizados con la política española, que nunca ha repudiado al franquismo. Es más a la Fundación Franco se le asignaron ayudas económicas o subvenciones por valor de varios cientos de miles de euros, durante su mandato. Por otro lado, es demencial ya el simple hecho de la existencia de una organización que ensalce a un dictador con las manos manchadas de sangre inocente y que llevó a enfrentar de forma fraticida  al pueblo del estado español, a la peor de las guerras, la guerra civil. Si además sacamos a relucir los cientos de casos de corrupción que salpican la historia de este partido, desde su fundación a partir de la extinción de Alianza Popular, el otro partido filofranquista. Para colmo hace poco el Partido Popular ostenta el dudoso honor de ser el primer partido político, en ser condenado por corrupción. Y eso no es gracias precisamente a la política que practica dicho partido, sino a un juez que se rebeló ante tanto despropósito como fue el caso del juez Garzón, que comenzó a destapar casos de corrupción y desempolvar la memoria histórica, hasta que lo apartaron con falsas acusaciones. En medio de un clima así de enrarecido, ¿cómo no va a cobrar sentido alzar la voz? Más que nunca hay que hacerlo. No sé si despertaremos conciencias con “Punk Contra O Fascismo”, pero al menos nos posicionamos con la justicia social y por supuesto, nos solidarizamos con todas las personas que están siendo sometidas bajo leyes represoras. Con recortes económicos en Sanidad, en Educación, Cultura… Pilares básicos de toda sociedad medianamente sana y desarrollada en valores democráticos reales, derechos básicos, derechos fundamentales que están siendo pisoteados por la derecha neoliberal más atroz que se ha visto en años. Se están cebando con la población más desprotegida, con la más humilde, proliferando fondos buitres y desahucios, mientras ellos no paran de robar. Roban, mienten, pero que no nos tomen por idiotas, hay que rebelarse siempre en situaciones así.

Vemos que eres de Málaga. ¿Podrías contarnos un poco de la historia y la escena musical de la ciudad?

Pues la verdad que Málaga, por estar enclavada en un lugar de los llamados turísticos, zona Sur en Andalucía; desde tiempos inmemoriales, siempre ha habido cierto aire cosmopolita; sobre todo, en ambientes más costasoleños. Aunque antes, mientras el turismo que venía y en muchos casos se asentaba en la zona, tenían inquietudes artísticas o intelectuales y en líneas generales era como más respetuoso, más culto, el que prolifera ahora es el denominado “turismo basura de fin de semana”, que gracias al fenómeno de la gentrificación, desplazan a los vecinos y asolan barrios que pierden por completo su identidad. Otro fenómeno que le debemos a la especulación salvaje y a la derecha, que sólo ve el rédito, no los efectos nocivos. Puede que gracias al intercambio cultural con ingleses, norteamericanos, alemanes u holandeses, por citar algunas de las comunidades más numerosas en la zona, los grupos de aquí comenzaron a pensar de manera más global e incluso muchos grupos de los 70 para enmascarar mensajes contra la dictadura, lo ocultaban cantando en espanglish o directamente en inglés. Ya en los 80, de las sagas de los históricos Slips & Sperma o Capitán Kaverníkola tan solo quedaban vigentes los pioneros del hardcore y crust, MG15 o los eclécticos Superlumpen, hasta hace bien poco. Aunque el año pasado, se celebró en La Casa Invisible, un centro social muy importante en los últimos años en la ciudad, un festival  “Málaga Punky”, que revivió los años 80 y 90, precisamente con la reunión de Capitán Kaverníkola , además de las actuaciones de No Picky, Peste y Mierda y Urriki Band con miembros de Airbag y Excomunión. Además, hubo exposiciones, charlas y se hizo una tirada especial de Er Pape, un fanzine mítico en la zona. El aforo se quedó pequeño, la sala y el patio estaba llena a rebosar, se consiguió realmente un ambientazo, que sirvió de reencuentro entre peña de la vieja escuela y para los más jóvenes que no les pilló aquella época, fue toda una revelación, alucinaban con el movimiento okupa y antimili que hubo en aquellos años 80, en que todo era posible. Hace poco volvieron 3 de Bastos y hay grupos que siguen activos como Jarrea! o Peste y Mierda que también participan en “Punk Contra O Fascismo”. Otras bandas que habría que mencionar sin duda de la escena punk actual en Málaga y provincia son: Guiri Resort, Limassa, Ratas de Sumatra o los históricos el punk del 77 de la escena de Birmingham, establecidos en la Costa del Sol, The Reinfected.

¿Cuál es la historia detrás de Collector’s Series? ¿Cómo nació el proyecto?

Pues nace desde el primer momento que comencé a preparar cintas de cassettes personalizadas para los colegas o para intercambiar, no sabría ni siquiera citar un año concreto, porque tuvo que ser en algún momento de los 80, seguro. Cuando a la salida del colegio o justo antes de entrar a clase, nos cambiábamos las cintas. Que muchas de ellas estaban tan curradas que había que rebobinarlas con un bolígrafo. Ya que por aquellos años, no se manejaba demasiado dinero y había que recurrir a material de segunda mano en el rastro de la ciudad. Pero realmente, en donde le quiero dar un cariz un poco más serio, es curiosamente, cuando gracias a mis labores periodísticas o como colaborador de los medios, nos lleva a varios colegas de marras de distintos puntos del estado, a participar en la reivindicación de un grupo de rock duro y heavy metal, cuyas letras por cierto, contenían unos mensajes muy reivindicativos y siguen más vigentes que nunca, como es el caso de Barón Rojo. Esto fue a finales de los 90, y sirvió para recuperar muchas cintas de cassettes, vídeos y sobre todo unos CD que publicamos en plan bootleg o rareza, con el consentimiento del grupo, a la par que le gestionamos varias webs o lo que en aquellos pioneros años de Internet, se conocía por “anillo de páginas webs” o webrings, que no era otra cosa, que la asociación y camaradería entre distintos sitios webs o portales, en favor de un artista, géneros o movimiento. De hecho, a raíz de esta iniciativa. Surgieron exposiciones y convenciones, además de abrir otras páginas dedicadas a otros artistas del rock estatal. Y como en la  introducción a la primera pregunta, ya habréis intuido mi eclecticismo, por la forma en que traté de resumir la idea. Además, que en este caso rompería una lanza a favor del rock urbano, rock duro o heavy metal que se practicó en el estado, sobre todo en los 80, puesto que rebosaba de contenidos ecologistas, antimilitaristas, antinucleares y todo ello impregnado en librepensamiento, independientemente de ciertas salidas de tono de algún que otro histórico de la época en tiempos actuales. Dicho de otro modo, al rock se le asociaba irremediablemente, se le llamase heavy o punk, con pensamientos de izquierdas o incluso anarquistas. Porque la masa social que tenía este movimiento surgía en los extrarradios de las ciudades, en los barrios obreros. De ahí, que nunca entendí, como desde entonces hubieron ciertos “gurús” que se empeñaron en manipular y enfrentar a ambas tribus urbanas. Y lo peor es que muchas veces, el tópico “fundamentalista” de si te gusta una cosa no puedes oír otra, siempre vuelve en una ida y vuelta, que a veces me pregunto si será una pose o simplemente querer imitar el revival pseudo situacionista, que se dio en el preciso instante en que el avispado Malcolm McLaren lo adaptó a sus extravagantes promos de Sex Pistols y demás bandas representadas.

¿Qué te motivó a formar tu propio sello? ¿Habías trabajado anteriormente en otros sellos o en otro medio de la industria musical?

El caso, que tras un período intenso entre los 90 y comienzos del 2000, en el que muevo bastantes miles de referencias fonográficas y videográficas, por temas personales me tomo un descanso  y tras este impase, en 2008, refundo el sello como distro y lo pongo a disposición del underground, no sólo a nivel local, sino abierto a cualquier punto del planeta. Que ya de hecho, desde antes de la “era” de Internet, ya me comunicaba por carta con coleccionistas o distros de USA, Australia, Alemania, UK, Francia, Portugal, Grecia, Japón, Sudáfrica, Cuba…  Y retomo un poco ese espíritu con las posibilidades que se abrían en ese sentido, en el tema de las comunicaciones. Que yo creo que es el principal aliciente de cualquier persona que haya querido difundir o promover una idea, más allá de gustos musicales o estética, es la necesidad de comunicar. Otro concepto, que he tenido muy en cuenta, a la hora de sacar los discos de las cajas, para que volvieran a los bares, se hicieran pinchadas y fiestas, además de colaborar o promover algún que otro evento en directo y por supuesto, siempre con la mente en las radios y los medios de prensa en general. Tal vez, ese hincapié en los medios, me venga precisamente, por mis experiencias como comunicador o colaborador de prensa, ya sea en radio, prensa escrita, luego online y algún que otro escarceo televisivo que hemos hecho alguna vez, en pos de los trabajos que hemos tratado de darle visibilidad y abrirlos a más público.

¿Qué otros sellos te inspiraron a hacer el tuyo?

Pues ya cuando comenzamos la segunda etapa, enfocada a muchas ediciones en vinilo, sin dejar de lado otros formatos como el CD o el DVD. Está claro, que tenía en mente trabajos míticos como “Zona Especial Norte” con RIP y Eskorbuto. Y por supuesto, Discos Suicidas que fueron los que le dieron el empujón definitivo, a la publicación final como sello, de un trabajo que marcó un antes y un después para el punk no sólo en la franja Norte del estado, sino que se amplificó el fenómeno al resto de la geografía. Supongo que consciente o inconscientemente también tomaríamos un poco el modelo DIY que inspiró en principio, el espíritu combativo, sobre todo en los comienzos del llamado movimiento Rock Radikal Vasco. O el mismo germen trasgresor que inspiró a tantísimos proyectos a lo largo y ancho del estado igualmente. Como anécdota, precisamente presentando el primer lanzamiento en vinilo, el primer volumen compartido de bandas malagueñas, junto a la aportación de invitados como Clockwork Boys de Portugal o artistas como Zurdha de Asturies, Salamandras de Euskadi o Algo Tóxico de Catalunya, junto al también sello vasco ARMX distro, fuimos invitados a un programa especial de la histórica emisora Irola Irratia y más concretamente en el programa Listukada 77, de Bilbao, País Vasco y fue todo un honor poder compartir experiencias y especiales esos días con Discos Suicidas, entre otros.

¿Cuál fue su primer lanzamiento? ¿Cuántas copias se publicaron?

Sin tener en cuenta la “prehistoria” de los cassettes y vídeos, el primer lanzamiento está fechado en 1999, fue en CD R con imprenta muy profesional, o al menos todo lo profesional que pudimos conseguir, en aquellos incipientes años para apoyar y reivindicar al grupo de rock duro Barón Rojo, bajo el auspicio del webrings Páginas Unidas Por Barón Rojo y de título “Live At The Reading ‘82”. Se llegó a lograr distribuir unas 1000 copias o quizás más, porque luego hubo reediciones y hasta copias del bootleg en sí y bueno, a base de intercambios de material y ventas para revertir gastos de imprenta sobre todo. Posteriormente, la primera referencia de la segunda etapa, ya refundado como distro y sello conjuntamente, fue el CD R del grupo punk The Castro Zombies & The Mutant Phlegm “Vintage”, en diciembre de 2008. Esta edición fue numerada y limitada a 50 copias. Pero realmente la primera referencia que nos da visibilidad o impulso en esta segunda etapa, volviendo al “under”, fue el disco compartido en vinilo de 12” y de título “The Incredibles Stories About As The Punks Came From Outer X-PAIN, Iberian Rock Cities, Collector’s Compilation Vol. 1”, publicado en diciembre de 2009 y de tirada 1000 copias, de las cuales prácticamente se vendieron o distribuyeron casi todas, quedando tan sólo un pequeño resto para promos.

¿Qué recuerdas de los primeros lanzamientos y todo el trabajo detrás para conseguirlos? ¿Qué dificultades enfrentaron?

En el siguiente volumen, aparecido en abril de 2011, “The Beauty Full Monsters, Collector’s Compilation Vol. 2” conseguimos llegar a la cifra de casi 2000 ejemplares y además, de sacarlo en formato vinilo de 12”, se publicó en CD, ampliando la inclusión de bandas al resto del estado. Mientras, en el primero predominaba el punk o estilos que en un momento dado se habían podido dejar influir por el mismo. En el segundo volumen lo abrimos a más géneros musicales, hasta el punto que se puede encontrar algo de blues rock, soul rock o metal. Aunque los comienzos fueron un poco sintomáticos de tirarnos a la piscina, también es cierto que aunque en plena crisis económica, aún se podían mover los discos bastante bien. Entre otras cosas, porque los precios eran bastante bajos con respecto a otras esferas más comerciales y porque tampoco nos quitaba el sueño el dinero en ese sentido, ni la función económica era la principal causa de todos estos proyectos. Fue posteriormente, ya a partir de 2013, cuando se estrecha un poco el cuello de la botella y para el tercer volumen compartido, tan sólo pudimos planchar 250 copias, más algunas promos. Este disco lógicamente voló en semanas, fue el titulado It’s Only Punk Collector’s Compilation Vol.3”. Y como el título sugiere, era punk a nivel estatal, en donde participaron bandas del underground que estaban haciendo cosas muy interesantes en esos momentos como Sex Führers desde Sevilla, Enterradores y The Castro Zombies & The Mutant Phlegm desde la provincia de Málaga y por parte catalana, Familia Cretina y repetía de nuevo Algo Tóxico, el proyecto actual de Silvia Escario, pionera vocalista punk en aquellos míticos y genuinos Último Resorte.

Por supuesto, habría que matizar que gracias a la aportación y facilidades de los propios artistas, otros sellos coeditores, colectivos diversos y hasta medios de comunicación, que curiosamente en la mayoría de los casos yo mismo había colaborado con ellos como redactor o fotógrafo, facilitaron mucho más la producción y publicación de estos compilados. Entre tanto, Collector’s Series DIY también apoyó a otros colectivos y artistas, aportando su granito de arena. Siempre en función de los proyectos abiertos o en preparación, que hubiese planteados en ese momento.

Más que la dificultad económica, es la impotencia de comprobar en primera persona, la pasividad o tozudez de mucha gente, que a día de hoy, sigue empeñada en hacer la “guerra” por su cuenta; mientras, la fórmula del “Hazlo Tú Mismo” o “Do It Yourself”, además de darte la posibilidad de conocer a nuevas e interesantes personas o proyectos culturales, te abre un abanico del mil posibilidades, siempre que esté presente la evocadora inspiración, el afán y predisposición en uno, de crear algo desde la nada. Pero ya digo, por mucha ilusión que uno le ponga, siempre te encontrarás por el camino a la típica persona “reventaora”, como decimos acá en Málaga. Es decir, alguien que no sólo no te aporta nada, sino que de forma envidiosa tratará de socavar tu ánimo. Tratando de desanimarte en tu labor difusora o de producción artística, menospreciando cualquier trabajo o aspecto del mismo. Pero teniendo en cuenta las de apoyos incondicionales que doblegan en número esas experiencias tóxicas, al final haciendo balance, aporta mucho más al espíritu la satisfacción de sacar proyectos hacia delante; ya sea con dificultades económicas, problemas de tiempo o falta de comprensión o sensibilidad por parte de algunos sectores.

Foto cortesía: https://www.facebook.com/pg/FerriDIY

¿Hubo lanzamientos que fueron planeados pero nunca sucedieron? ¿Con qué bandas realmente hubieras querido trabajar o te gustaría trabajar?

Por supuesto, que por el camino se han quedado algunos proyectos, de casi el medio centenar que echaron a andar a día de hoy, al menos una decena se quedaron por el camino. Por desgracia, algunos discos no vieron la luz nunca, bien por falta de apoyos o porque justo en el momento de su producción, se disolvió el grupo. Es complicado. Hay que tener en cuenta, que la mayoría de los artistas, no tiene la música como principal medio de subsistencia; sino más bien, como un elemento de catarsis o incluso distracción. Pero el concepto de profesionalización, quizás cada vez esté más obsoleto, en el sentido; que ni siquiera, bandas que se mueven por canales más comerciales, llegan a vivir al cien por cien de la música; más bien, lo tienen como una segunda ocupación. Y esto en el underground, no sólo es así, sino que muchas veces cuando falta el sustento básico o fundamental en algunos de los miembros de una agrupación musical concreta; al final, se termina resintiendo o repercutiendo en el grupo y éste termina por extinguirse. Si a eso le añadimos los consabidos contratiempos o problemas que surgen en cualquier banda de rock e incluso, diferencias personales, entonces apaga y vámonos.

Pues una espinita que tengo clavada, es referente a los grupos de heavy o de rock duro, que quizás no estén familiarizados o quizás, sea un tema simplemente más que de inacción, de falta de información de los beneficios a nivel difusor, que podría suponer emprender un proyecto DIY o compartido. Cuando he intentado interactuar con algún pequeño sello independiente a nivel estatal especializado en dichos géneros, siempre he tenido el no como respuesta. Es algo inconcebible en mi forma de pensar. Es decir, por mi parte tengo la conciencia tranquila, pero da un poco de pena, el poder hacer algo y no hacerlo porque sí. Genera impotencia y rechazo por mi parte con respecto a esa forma tan egoísta de pensar. Ojo que en el punk y el hardcore, también me he encontrado actitudes y gestos semejantes, no todo el campo es orégano. Pero indudablemente, la fraternidad o hermandad en ese sentido, abunda mucho más. Por otra parte, no soy de cerrarme en un solo estilo. Y de hecho a día de hoy hemos trabajado con artistas muy diferentes que van desde el Punk, Grindcore, Heavy Metal, After Punk, Alternative Pop/Rock, Hardcore Punk, Power Pop, Ska Revival, Proto-Punk, Oi!, Garage Rock Revival, Post-Hardcore, Blues-Rock, Thrash, Punk Metal, Rock & Roll/Roots, Surf

¿A la fecha con cuantos discos y bandas cuenta el catálogo de Collector’s Series?

Se puede decir, que para cuando finalice este año, tendremos 50 referencias como sello discográfico, ya sea produciendo, publicando o coeditando. En la distribuidora, hasta la actualidad, hemos movido alrededor de más de 5000 referencias. Y en la práctica, dispondremos de más de 200 referencias en el catálogo de la tienda virtual de Collector’s Series DIY. Sólo con los volúmenes recopilatorios en vinilo y CD, computaban alrededor de 50 artistas, que sumados a otros proyectos individuales o colaborativos, posiblemente se rebasen el centenar de artistas, con creces. A día de hoy, curiosamente, tratamos de hacer una base de datos más exhaustiva, al respecto, a la vez que muchos discos descatalogados nos gustaría con el tiempo poderlos subir a distintas plataformas online.

¿Cuál es su proceso para elaborar un disco? ¿Las bandas ya vienen con canciones previamente grabadas o se graban específicamente para los splits y compilaciones?

Ha habido un poco de todo, por un lado de cuando ha habido afinidad por ambas partes o bien adaptarnos a las condiciones que ofrecía el artista o sello coeditor o viceversa, pero siempre tratando de buscar lo mejor para todos, especialmente para los artistas implicados. Uno de los procesos más arduos que recuerdo que hubo curiosamente, fue en el disco compartido conceptual “2X1=3”. Apareció publicado en CD y también, se realizo un documental que se llegó a emitir en programas especializados de cadenas privadas de TV. Aquí vivimos el proceso desde el propio estudio de grabación, su posterior producción y fabricación, y por supuesto, la posterior promo y directos. Se dio la circunstancia, que participaron dos bandas que compartían miembros entre sí y a su vez dieron a luz un tercer proyecto, de ahí el título genérico un tanto enigmático e irónico. Estos grupos fueron The Castro Zombies & The Mutant Phlegm, BFM y Dirty Sánches. Aunque, habría que hacer el inciso, de que las bases de TCZ&TMP ya estaban grabadas previamente para un EP en vinilo compartido que nunca llegó a publicarse, pues la otra banda de punk implicada se disolvió y no hubo posibilidad por tanto. Entonces, como se compartía local de ensayo por aquel entonces, con los antiguos miembros de Bodega Caníbal, que formaban en El Bueno, El Feo y El Malo, inmediatamente hubo respuesta afirmativa y se reestructuró el concepto del disco a publicar. Luego, el proceso es el mismo prácticamente para otros splits, exponencialmente muy parecido, salvo pequeñas diferencias, en cuanto a que ya existiera una maqueta o disco anterior descatalogado o simplemente alguna canción que se quedó en el tintero, sin publicar o a modo de rareza. Siempre buscando un poco que el tema o los temas, sean lo suficientemente atractivos para el proyecto en cuestión y de la línea concreta de la colección o compilados. Además de las colecciones en vinilos anteriormente mencionadas en respuesta a otras preguntas, también tuvieron un proceso muy laborioso los dos volúmenes de “Colección de Kretinos”, en donde además, los artistas gráficos tuvieron un papel muy destacado, como fueron Bellvi, MB Neave, Pagés y Litros-PK. En este sentido, a veces por puro placer, otras por necesidades del guión, también intervine en la maquetación, diseño, fotografía y hasta ilustración de algunos de los trabajos publicados con el sello Collector’s Series DIY. Esto un poco en el apartado colecciones o compilados. En el apartado de discos individuales o algunos compartidos, el planteamiento surge desde el ensayo general de las nuevas canciones y de ahí, nos empezamos a poner de acuerdo una serie de sellos que vayamos a coeditar y plasmar en función del número de los mismos los formatos y cantidad de copias. Pero ya digo, cada proyecto es un mundo en sí mismo, en donde intervienen múltiples variables, pero que sin lugar a duda, producen a posteriori una gran satisfacción, cuando se ven plasmados y funcionando, ya sea por canales alternativos o incluso alguna vez que hayamos conseguido franquear barreras más generalistas, al menos a nivel comunicativo.

 

¿Le resulta más difícil vender discos de bandas en solitario que compilaciones? ¿O no importa porque generalmente en la escena todos son amigos cercanos? ¿Cómo es el proceso de colaboración con las bandas?

Curiosamente, una persona que me ayudó bastante en los comienzos, con una distribuidora comercial, que poseía por aquel entonces, me aconsejó que no publicara tantos “recopilatorios”. Que a mí en realidad, me gusta denominarlos “discos compartidos”, porque surgen del planteamiento DIY colaborativo, entre todos, con aportaciones que van desde los propios artistas y ya no digamos, sellos y otros medios afines, involucrados en estos proyectos. Y a pesar del riesgo, me lancé a la piscina y la verdad, que no han ido nada mal, estos compilados, ya sean en formato vinilo o CD. De hecho, uno de los que más vendieron y ha sostenido por tiempo al sello y distribuidora, fue “The Beauty Full Monsters”. Otros, como por ejemplo el disco de Sala 8, que aúna a interesantes bandas de distintos géneros musicales que ensayaban o habían tocado en dicha sala malacitana, fue un disco básicamente promocional. Y lo que obtuvimos a cambio, fue la promoción que nos hizo la propia Sala 8, tanto en su página web, como a nivel informativo. Yo de hecho, lo veo como un intercambio. Se pudo hacer y se hizo sin más. Y por supuesto, yo en los medios en donde colaboro también les preparé reseñas y alguna intervención radiofónica que otra. Por eso, es muy importante la buena predisposición y estar abiertos a múltiples tratos o planteamientos. Que siempre que se puedan llevar a cabo, porqué no hacerlo. Y por supuesto, que siempre haya un argumento válido a nivel artístico o creativo. Porque me han llegado a ofrecer la posibilidad de hacer cosas con estilos o artistas, que realmente no había ninguna conexión de ningún tipo con la idea original de Collector’s Series DIY. Otras veces, la mayoría de las veces por no poder abarcar todo lo que nos gustaría, pero ofrecimientos miles, unos más afines y otros más comerciales, que nada tienen que ver con el underground o el planteamiento inicial no comercial del sello. En cuanto a ventas, muchas veces las carencias se tapan más que económicamente, asumiendo trades o intercambios con otros sellos. Lo de las ventas es un poco relativo, a veces hemos ido con el stand a festivales o rastros culturales y se ha vendido bastante, eso nos ha posibilitado revertir gastos de los proyectos publicados o coeditados hasta el momento y hasta poder destinar gran parte de esos ingresos a nuevas publicaciones. Luego, está el continuo chorro de las distintas plataformas de Internet, en las que vamos subiendo material poco a poco. Y va todo un poco por etapas o rachas,  pero nada convencional o que pudiéramos decir estable. Pero bueno, mientras haya energía ahí seguiremos plantando cara a la adversidad. Y por supuesto la buena sintonía con amigos de otros colectivos o sellos, es muy importante, a la hora de asumir costes y proyectos. También amigos, que los tenemos fidelizados como si de clientes se tratase, porque les apasiona tanto como a todos los que hayamos aportado en algún momento en Collector’s Series DIY. Es más los considero como una familia y parte del proyecto, porque sin sus aportaciones, quizás muchas de las historias que comento con vosotros no se hubieran llevado a cabo. La banda tiene que tener muy claras sus ideas y que exista una comprensión y conocimiento de todo el trabajo y esfuerzo que hay detrás de cada proyecto, una vez recae la responsabilidad en las distribuidoras o sellos y por supuesto a la inversa. Siempre respetando al máximo a cada persona que intervenga en el proceso se dé como se dé, sea ilustrador, fotógrafo, técnico de sonido, productor, músico… El respeto es innegociable y el apoyo mutuo fundamental.

¿Cómo ha sido la recepción del sello y su catálogo?

Casi siempre, me gusta ver el vaso medio lleno, a pesar de las dificultades obvias y digo casi siempre, porque es cierto, que a veces dan ganas de cerrar el chiringuito. Pero ya digo, mientras haya energía, seguiremos luchando por la idea que nos ha llevado a lo que hoy día es Collector’s Series DIY. Al principio, cuando comenzamos a publicar vinilos, los medios, incluso estatales se volcaron con Collector’s Series DIY y las bandas que acogíamos. Incluso, en la época de las expos y convenciones entorno al rock duro de los 80, con Barón Rojo como principal argumento, hubo cierto glamour, entorno al trato que se le daba desde medios masivos como Canal Sur o Radio Nacional de España o incluso televisiones públicas y privadas con importante share. Posteriormente, también se ha dado, ojo, pero quizás con menor repercusión, más allá de la anécdota misma de darnos a conocer en medios que llegan a miles de personas.

¿Qué ha sido lo más difícil y lo que más han disfrutado de fundar un sello bajo la ideología DIY?

Lo más difícil, encontrar algunas puertas cerradas, desde primera hora, porque lo que pretendíamos no era vender o producir música indie o más comercial, más pop. Incluso, comprobar como algunas personas, de otros sellos que tenía en pedestales, se me fueron cayendo por sus malas artes. Y por supuesto, la incomprensión de muchas personas que no tienen ni idea de lo que cuesta sacar historias así hacia adelante. A pesar, de que curiosamente, cuando ha habido algún ofrecimiento, en una línea menos dura, pero con unos planteamientos muy obvios en cuanto a calidad o mensajes reivindicativos o de corte social, claro que nos abrimos y nos involucramos de lleno.

También, el calor y cariño que recibimos de muchas personas sensibles, a todas estas labores que realizamos, no tiene precio. Es importantísimo a nivel moral, no todo en esta vida es materialismo. Y ver que en momentos puntuales, hemos estado detrás de la firma de un contrato importante por una banda o el fichaje de un sello internacional, gracias a alguna promo nuestra y el posterior reconocimiento por parte del artista hacia nosotros, eso no se paga con nada. Ver que hacemos felices a otras personas con grandes o pequeños gestos, según se mire, nos llena de un orgullo y una satisfacción inmensa.

 

Hablemos de su lanzamiento más reciente: Punk Contra O Fascismo. Es una compilación bastante energética y nos ha dado un buen vistazo a la escena independiente de Brasil y España. Las bandas y canciones son fenomenales.

¿Cómo se dio la colaboración con el sello Efeito Colateral? ¿Cómo fue la selección de bandas y temas?

Pues André Guilherme de Efeito Colateral, se puso en contacto conmigo en el verano pasado. Porque él también es una persona muy inquieta, en cuanto a colaborar con blogs, bandas, pincha música, también ha participado en programas de radio. Y me comentó el panorama desolador que había en Brasil, por las políticas cada vez más represivas y ciertos rebrotes fascistas o nazis, que inclusive salpicaban a la juventud y al movimiento punk brasileño. Por un lado, por el absentismo político reinante entre la población civil y por otro, por proliferación de filonazis. Curiosamente, eso siempre ha existido, desde que tengo uso de razón. Pero es cierto, que en los últimos tiempos y tras la crisis casi perpetua, en las que andamos sumidos, desde hace bastantes años, se ha recrudecido todo. Vi muchos paralelismos, con ciertas situaciones y fenómenos que se están dando no sólo a nivel mundial, sino estatal. Y comenzamos a tratar de organizarnos y buscar bandas por ambas partes, que pudieran preparar o tener algún tema que denunciase cualquier tipo de opresión o desigualdad por parte de grupúsculos fascistas o inclusive políticos que andan instalados en el poder y fomentan todo este clima de despropósito. En poco tiempo, conseguimos reunir cinco bandas por estado y cada grupo aportó dos canciones de corte reivindicativo y de denuncia social. A mí finalmente, me tocó masterizar los temas y prepararlos, no sólo en los distintos formatos para descarga, sino de cara a hacer pequeñas tiradas promocionales en CD. Algunos temas fueron rescatados de trabajos anteriores y otros estaban por grabar, de ahí el tiempo de espera y preparación, hasta que finalmente como acordamos, lanzarlo públicamente a medios de comunicación y plataformas a partir del 24 de marzo. Las bandas fueron consultadas y salvo la imposibilidad de contactar por parte nuestra con una que hubiera encajado perfectamente en el proyecto, el resto fueron adhiriéndose sin ningún problema. Poco a poco, desde entonces, tanto Efeito Colateral como Collector’s Series DIY, estamos moviendo el proyecto por redes y plataformas y la verdad que está llegando a muchos países. Para como está el panorama, no nos está yendo nada mal las escuchas y descargas, así como muchas noticias publicadas en portales webs, revistas y especiales de radios en Francia, Canadá, USA, Brasil, España, Italia, Rusia, Argentina…

En cuanto a las bandas presentes en este compilado son: La Pila Punk, Última Classe, The Castro Zombies & The Mutant Phlegm, Patxangoi!, Guerra Urbana, Jarrea!, Atox, O Leopardo, JoePeste y Mierda. Y en todos los sentidos, ha sido todo un descubrimiento e intercambio cultural impresionante. Muy gratificante y lo sigue siendo, porque como es el caso, sigue habiendo un interés enorme por parte de la prensa y siguen apareciendo a día de hoy, noticias al respecto, de la difusión del proyecto colaborativo. Y es lo mejor que podía pasar, tanto con este, como con cualquier proyecto en el que participamos. Lo mejor es cuando hay un interés no sólo de amigos o público, sino de los medios de comunicación, quiere decir que algo estamos haciendo bien.

 

¿Qué formato prefieren CD, Vinilo o digital? ¿Casete? ¿Todo lo anterior? ¿Cuál es su favorito?

Sin dudarlo, el vinilo es el formato más cálido, el que mejor recoge el sonido grabado analógicamente. Aunque es cierto, que hoy día, el proceso de grabación suele ser de forma digital, aunque luego se pueden obtener mejoras en el sonido, por ejemplo con compresores analógicos. Cada formato, cumplió su misión en el momento que la tuvo que cumplir. Pero mi formato favorito y que nunca dejé de comprar es el vinilo. Un buen cover art o el arte de portada y contraportada, ya de por sí engrandece mucho más al plástico contenido en su funda. También, hemos cuidado al máximo las carpetas o artes, ya sean de una funda de cartón, digipack o jewel box destinadas a contener un CD; pero ya digo, de forma indefectible el vinilo, ya sea a 7” o 12” pulgadas, es mi particular elección. Y de hecho, no hemos publicado en 10” pulgadas porque no se dio el caso, aunque estuvimos a punto.

¿Actualmente cómo están publicitando y distribuyendo el catálogo del sello?

Aunque existe una web, que recoge muchísima información, sobre todo de los splits que coordinamos o gestamos en Collector’s Series DIY, además de otras importantes participaciones del sello. Las principales bazas las tenemos en Blogger, Facebook, Twitter, Musikaze y Discog. Sin olvidar, que tenemos varios Bandcamp dedicados a ciertos artistas e incluso uno en proceso de ampliarlo, en el cual precisamente está alojado “Punk Contra O Fascismo”. Ahora os detallo las principales direcciones webs:

Blogger http://collectorseriesdiy.blogspot.com

Facebook https://www.facebook.com/FerriDIY

Twitter https://twitter.com/CollectorSeries

Tienda Discog https://www.discogs.com/es/user/collectorseries

Tienda Musikaze Collector’s Series http://www.musikaze.com/collectorseriesdiy

¿Cuál es la visión de Collector’s Series a futuro? ¿Qué nuevos lanzamientos y proyectos tienen en puerta?

Pues como mínimo, tratar de mantener la misma línea hasta ahora, que no nos ha ido tan mal, la verdad. Y bueno, es lastimoso comprobar que no hay apenas regeneración, porque las nuevas generaciones se han perdido muchos procesos relacionados con el aprendizaje de la cultura musical. Y así, es complicado que puedan apreciar el valor que tienen los discos, las horas de ensayo que hay detrás, sin citar las de composición, producción, las labores prácticamente artesanales de los sellos no comerciales, más de corte independiente, pero con respecto a los canales mayoritarios o comerciales. Porque esa es otra, desde unos años a esta parte, las palabras “independiente” o “alternativo” parece como si se las hubieran adjudicado los del mundillo “indie” y no me parece correcto, porque precisamente lo alternativo e independiente es lo que va en contracorriente a la cultura predominante. Y sí, aunque no todo el “indie” es mainstream, tampoco todo lo independiente o alternativo es indie, pero vamos desde tiempos inmemoriales. En estos momentos, está a punto de caramelo, la edición en CD del compartido que ya apareció hace unos meses en vinilo “Indestruktibles” en el que participaron Represión 24 Horas y Malformaciones Kongénitas, un LP de una banda de metalpunk crossover asentada en Chile, Toke De Keda y a falta de pulir un proyecto singular entre unas bandas que fusionan el grindcore y el psychobilly, procedentes de Japón e Italia.

Y por supuesto, muchísimas gracias a vosotros, por el interés con respecto a los trabajos que realizamos y que con el tiempo suficiente, no tendremos ningún problema en dároslo a conocer, porque de otra manera, no tendría ningún sentido, saludos fraternales, aupa.

Ferri, muchas gracias por tomarte tu tiempo para responder a las preguntas. Esperamos que no haya sido muy abrumador contestar a todas, pero de verdad que nos pareció muy interesante tu proyecto.

Te deseamos lo mejor en tus próximos proyectos. Esperamos que Collector’s Series continué por mucho tiempo. Saludos! Rock On!

Agradecemos una vez a Ferri por la entrevista y las fotos.

Pueden apoyar a Colletor’s Series y las bandas en los siguentes links, donde pueden adquirir vinilo, cd’s y parte del catalogo del sello. 

Blogger http://collectorseriesdiy.blogspot.com

Facebook https://www.facebook.com/FerriDIY

Twitter https://twitter.com/CollectorSeries

Tienda Discog https://www.discogs.com/es/user/collectorseries

Tienda Musikaze Collector’s Series http://www.musikaze.com/collectorseriesdiy

 

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *